EL HURACÁN “OTTO” DESTRUYÓ EL NORTE DE COSTA RICA

0
111

Aunque todavía no se han precisado las cifras, el huracán Otto ocasionó varias muertes en Costa Rica mientras una gran cantidad de personas se encuentran desaparecidas. En seis horas cayeron 200 litros de agua por metro cuadrado, el promedio de lluvia de todo un mes. Costa Rica no recibía el impacto de un huracán desde 1851.

El presidente de Costa Rica, Luis Guillermo Solís, habló ante los medios de comunicación para informar a la población en la noche del 24 de noviembre. Todavía la cifra de muertos y desaparecidos es incierta. “La combinación de lluvia y viento fue muy grande. Es un sentimiento de mucha tristeza. Es un momento en el que además de lamentar circunstancias, debemos recuperar los cuerpos de los fallecidos, buscarles, y hacer las tareas que corresponde”, dijo Solís.

El presidente informó que las provincias más afectadas fueron Guanacaste y Alajuela, específicamente las comunidades de Los Chiles, Bijagua, Canalete, Upala y Guayabo de Bagaces. Allí se han registrado inundaciones derrumbes, puentes caídos, rutas dañadas, cortes de fluido eléctrico, casas destruidas y otros daños.

Se habilitaron 32 albergues en todo el país donde se encuentran, al menos, 3.655 personas, según el recuento nocturno de la Comisión Nacional de Emergencias (CNE). Desde el miércoles 23 de noviembre regía una alerta nacional emitida por el presidente Solís ante la inminencia del paso del huracán.

Aunque el huracán ya no se encuentra en esa zona, el alerta de mayores inundaciones se mantiene debido al gran caudal y probabilidad de desbordamiento de los ríos de la región. Esto se suma a las fuertes lluvias tropicales que el huracán ha dejado a su paso y que se pronostican para las próximas horas.

El huracán ingresó por el norte de Costa Rica, desde Nicaragua, en categoría 2, con vientos de 150km por hora. Luego atravesó el norte del país hacia el oeste, saliendo a la medianoche al océano Pacífico. El ministro de Seguridad de Costa Rica, Gustavo Mata, informó que durante el jueves 24 de noviembre la policía costarricense rescató a 150 nicaragüenses en la zona fronteriza del Caribe donde se registraron los mayores impactos.

Los daños materiales ocasionados han sido estipulados, en un primer momento, en 8,7 millones de dólares en lo que respecta a las pérdidas del sistema vial.

La última vez que Costa Rica sintió el impacto de un huracán fue hace 165 años, razón por la cual el país y su población no se encuentra preparada para un desastre natural de esta magnitud. La ubicación geográfica del país no lo ubica dentro de la zona frecuente de huracanes. El Instituto Meteorológico Nacional de Costa Rica aseguró que Otto “se convirtió en el primer y peor huracán en afectar en forma directa al país”, dado que en los registros históricos de los últimos 165 años “no existe ningún caso parecido”.

El huracán Otto es el séptimo que se registró durante la temporada 2016 en Centroamérica y el Caribe. Al tocar la costa de Nicaragua y Costa Rica, el huracán se convirtió en una fuerte lluvia tropical, que ha sido la causante de los desastres y las muertes. En Nicaragua no se ha registrado ninguna víctima hasta el momento.

El paso del huracán por esta región del sur centroamericano afectó a las islas colombianas de San Andrés y Providencia, donde se registraron fuerte lluvias de hasta 20 centímetros por hora, el centro y oeste de Panamá, el sur de Costa Rica y numerosas regiones de Nicaragua donde las lluvias ocasionaron deslizamientos de tierra. En Panamá se registró la muerte de al menos tres personas  como consecuencias de este desastre natural que también dejó atrapadas a nueve personas por el derrumbe de sus casas.

Asimismo, las autoridades de El Salvador y Nicaragua anunciaron el registro de un terremoto de magnitud 7 con epicentro en el océano Pacífico frente a la costa de Usulután, en El Salvador, según informó el Centro de Advertencias de Tsunami del Pacífico (PTWC, por su sigla en inglés). Esto ocasionó el alerta de tsunami en Centroamérica, que se levantó unas horas después.

Fuente: Notas.org

DEJA UNA RESPUESTA